6/11/10

Nueva ortografía


El idioma es como un organismo vivo que nace, se adapta evolucionando y, a veces, finalmente muere.

Cada uno, por sus influencias cambia de una forma, y quitar esas señas de identidad en pos de un entendimiento más universal es una soberbia tontería. Si el idioma es hoy día así es porque debe ser así. Si “sólo” y “solo” se escriben diferente es por algo. No significan lo mismo. Si “éste”, “ésta”, y todo eso se acentúa es por algo. Al igual que guión y todos esos monosílabos con diptongos. ¿Cómo nos vamos a entender mejor si tenemos menos formas de escribir las cosas, y pueden significar, al mismo tiempo, más?

Desde que en 1726 la RAE separó los usos de la “i” del de la “y”, ésta (dentro de poco estará mal escrito) fue conocida como i griega. Sin embargo, para que nos entendamos mejor, se llamará “ye”. Pero a ver, ¿cambiar el nombre de una letra va a ayudarnos a entendernos mejor hablando el español? Parece ser que sí, porque se unifica el nombre de todas. Ya no habrá quien pueda decir sin errar “be alta o be baja”. Como si antes no lo entendiéramos. Además, la “ch” y la “ll” consideradas letras desde el siglo XIX dejarán de serlo para ser sólo dígrafos. Pasaremos de 29 a 27. La “q”, en mi opinión una letra preciosa, dejará de usarse en aquellas palabras donde tenga el sonido /k/, (por ejemplo Irak o Catar (antes Qatar)).

- Quiero un café. Para mí solo. – ¿Que quiere un café solo, que quiere un café para él solo, o que sólo quiere un café? La tilde que diferenciaba la soledad de la actividad desaparece. Y es triste que una palabra tan solitaria como sólo se quede solo en letras. También es triste que un signo ortográfico, como guión, pierda otro signo ortográfico.

Pero no todos los cambios son malos. Hay veces en las que lo que desaparece es lo que no se usa. Lo inútil se desecha. Así como el caso de las mayúsculas antes de los nombres de calles y avenidas, ríos y etc. O como el guión entre ex o anti. Ex-novia, será exnovia. Porque así es más moderno. Anti-convencional será anticonvencional, porque así es más pro. Tampoco llevarán tilde los tiempos verbales riais, veais. Hasta ahora se podía escribir guion-guión, hui-huí, riais-riáis, Sion-Sión, truhan-truhán, fie-fié... La nueva Ortografía considera que en estas palabras son "monosílabas a efectos ortográficos" y que, cualquiera sea su forma de pronunciarlas, se escriban siempre sin tilde.

Parece que los más perjudicados serán los guiones y las tildes, que no acentos, no es lo mismo. Desaparece la tilde de la o cuando ésta va entre números. 2o3. Ahí pone dos o tres. No doscientos tres. Supongo que después de modificar y estandarizar la ortografía deberán hacer lo mismo con las grafías para que no haya confusiones tan desorbitadas, porque de dos o tres a doscientos tres va mucho.

Los CD y DVD serán así. Tanto en singular como el plural. No serán los CDs. Sino los CD. ¿Porqué añadir a unas siglas de origen anglosajón un indicio de castellanización?

Las 22 academias de la lengua hispana se han puesto de acuerdo para estos cambios que prometen huir de los tecnicismos haciendo su contenido asequible a los 500 millones de hispanohablantes. Así, la nueva 'Ortografía de la lengua española', que está dirigida «al gran público», se presentará en nuestro país entre los días 10 y 13 diciembre.

1 comentario:

CaTh dijo...

Tampoco estaría a mal que, a parte de dejar de entretenerse en tonterías como universalizar una lengua de origen latino cuya ortografía se supone (y ha quedado más que claro), tiene un por qué, que cuidaran las lenguas de aquellos países que pretenden "superhispanizar" y que están a punto de desaparecer: Guaraní, Quechua... Es delicado que te puedan acusar de racista si alguno de éstos mafiosos de la lingüística lee esto, pero la cosa está en que originalmente, ni aquí ni allí se hablaba la misma lengua. Tratar de universalizarla es un fiasco ponzoñoso, y más les vale a los supuestos profesores e intelectuales levantarse a decir algo... Sólo hablo de cuidar las lenguas, que no es lo mismo que decir "Solo hablo de cuidar las lenguas" aunque a veces parezca que estemos solos.
Al fin y al cabo todas son algo precioso de estudiar, pero no de forma tan simple. En fin, siempre han dicho que limitar el lenguaje de la gente es limitar también su comprensión y flexibilidad mental, pues eso es lo que parece que quieren hacer... ¡Volemos la RAE cual V!

Después de semejante tocho espero que al menos me cobren algo para poder darle de comer a la niña y al gnommo...